Blog

¿Cómo elegir las almohadas ideales para el descanso?

Dentro de la lista de elementos esenciales para dormir por las noches o descansar mediante siestas durante el día las almohadas ocupan un puesto esencial en la calidad de nuestro descanso, ya que son estas las encargadas de soportar el peso de ciertas partes del cuerpo que son determinantes en el equilibrio corporal. Aunque tendemos a creer que las almohadas son aquellas que tenemos en la cabecera de nuestra cama estas no son las únicas, lo cierto es que existen diferentes tipos de referencias que tienen usos específicos, que incluso están diseñadas para ser usadas en lugares diferentes a los colchones.

Precisamente, en esta entrada de blog hablaremos de los diferentes tipos de almohadas que existen en el mercado, sus características, usos, especificaciones y demás detalles que de seguro nos serán útiles para tomar una buena decisión sobre este elemento complementario que es fundamental en nuestro descanso. Para entender el papel protagónico que tienen las almohadas al momento de dormir debemos tener claro que la clave del reposo se basa especialmente en la posición del cuerpo sobre la superficie en que se encuentre.

Para que exista una verdadera recarga de energía debemos tener una posición corporal que priorice los puntos de apoyo del cuerpo como lo son la cadera, la espalda o los costados, el cuello y la cabeza, que apoyamos sobre las almohadas convencionales. Básicamente, estos puntos son sobre los que recae la mayor presión de nuestro cuerpo cuando estamos dormidos y si no nos encargamos de apoyarlos de manera adecuada vamos a hacer un esfuerzo inconsciente que en vez de permitirnos recargar energía nos va a cansar aún más. De ahí parte la diferencia entre dormir y descansar.

Empezamos hablando sobre las almohadas más básicas, que seguramente tienes en tu habitación y en las que apoyas tu cabeza cada noche. Su función parece simple, darle comodidad al cuerpo en un punto coyuntural de la columna vertebral como lo es cuello, hasta ahí es cierto, pero eso no quiere decir que cualquier tipo de almohadas nos puedan servir.

Lo ideal en este sentido es tener una que esté a la altura perfecta, que no sea muy alta y en la que nuestra cabeza pueda reposar de manera cómoda adoptando una posición natural, sin esforzar el cuello. Una opción muy cómoda son las almohadas con relleno de espuma viscoelástica, como es el caso de la Spumagic, ya que esta se adapta al contorno del cuerpo, mejorando la sensación de comodidad y la presión sanguínea mientras se está dormido.

Cuando hablamos de almohadas para reposar un rato viendo televisión o tomando una siesta en la cama debemos tener en consideración una de las almohadas más versátiles para descansos no muy prolongados, nos referimos a los cojines triangulares. Estas almohadas están diseñadas para ayudar a las personas a adoptar posturas que no son del todo horizontales, pero que tampoco implican sentarse con la espalda en una postura de 90 grados. Los cojines triangulares son ideales para recostarse por unos minutos dando la posibilidad de poder apoyar toda la espalda y dejar el cuello de manera erguida, en caso de que se esté viendo televisión, leyendo un libro o conversando con alguien.

Hay algunas ocasiones en las que el dormir sentados es una opción, por ejemplo, durante viajes largos en autobuses o aviones, para estas situaciones existen almohadas especiales que tienen una forma particular, ya que no son superficies planas o anchas, sino que tienen forma de herradura y se ubican alrededor del cuello, todo con el fin de servir como apoyo a la cabeza en casos de que la persona se duerma. Este tipo de almohadas son sumamente útiles para evitar fatigas o dolores cervicales a causa de una sobrecarga en el cuello.

Por último, tenemos a las almohadas que no están diseñadas para apoyar nuestra cabeza o cuello, sino las piernas. Esta estructura viene diseñada en una forma similar a la de un reloj de arena y tiene como principal objetivo adaptarse entre ambas piernas para dar mayor equilibrio al cuerpo, manteniendo una posición correcta de la columna, cadera y cintura al momento de dormir. Cabe resaltar que no genera incomodidad durante las noches ya que viene fabricado en un material termosensible el cual ayuda a mantener fresca esa zona del cuerpo.

Como hemos visto las almohadas son un acompañante esencial en nuestros espacios de descanso, sea que estemos en la cama u otros espacios. Si deseas conocer más información sobre las almohadas expuestas en este blog te invitamos a explorar el sitio web Colchones Fantasía ingresando aquí.

Comparte esta publicación:

Contácta un asesor
//
Asesor de ventas Emma
//
Servicio al cliente
VENTAS ONLINE